Mi opinión sobre Lowpost: una plataforma de redacción que apuesta por la formación

Lowpost es una plataforma española para redactores freelance que en los últimos años se ha expandido al mercado de Latinoamérica. ¿Quieres saber qué tal funciona? Verónica Viñas, una redactora que colabora con esta página de redacción desde hace unos meses, te cuenta todo lo que quieras saber: cómo apuntarte, si hay trabajos, cuánto pagan, cómo cobrar… ¡No te lo pierdas su completo análisis!

Los redactores freelance solemos estar muy atentos a las novedades que asoman a las puertas de nuestro peculiar universo; sobre todo, a aquellas relacionadas con el surgimiento de las distintas y cada vez más numerosas plataformas para ganar dinero escribiendo. Sucede, pues, que quienes hemos abrazado este hermoso trabajo de redactor tenemos muy en claro que ignorar estas plataformas podría acarrearnos la pérdida de una gran oportunidad. Tanto es así que, apenas un colega nos habla de alguna página para redactores freelancer, nos lanzamos de inmediato a explorar esta fuente alternativa de retos y de adrenalina que hacen a la cotidianeidad de los que amamos la comunicación escrita. Esta vez, me gustaría hablar de la página española Lowpost.

Mi experiencia en Lowpost

Lowpost es una plataforma española de redacción de contenidos que está presente en la web desde el año 2013. En un principio, solo estaba disponible para los nativos de España. Fue a mediados del 2016, según tengo entendido, cuando la empresa decidió incursionar en el mercado latinoamericano.

trabajar como redactor en lowpost

Como comentaba, apenas enterada de que en Lowpost estaban reclutando redactores de Latinoamérica me lancé a completar los datos de registro y luego mi perfil: nombre y apellido, teléfono, disponibilidad para redactar y demás. Tuve que cargar, además, imágenes de ambas caras de mi DNI. Luego, seleccioné mis diez categorías favoritas para la redacción.

Hecho esto, lo primero que encontré en la plataforma fue un espacio para realizar una prueba de redacción la cual, a pocos días de enviada, me catalogó como Trainee, con un rank o puntuación de 75. ¿Qué significa ser Trainee y contar con una puntuación de 75? Lo de Trainee te lo explico a continuación; los 75 puntos, bueno, eso es algo que nunca me ha quedado muy claro. 

Cómo funcionan los status de redactor en Lowpost


Trainee o aprendiz es el status que Lowpost asigna a todos aquellos redactores que han logrado aprobar su prueba de selección. Permanecerás como Trainee, según se explica, hasta que hayas completado al menos 5 trabajos en la plataforma. En este estado, solo podrás aceptar un único encargo cada vez.

Existen dos formas de acceder a estos trabajos de redacción: a través de un sistema de subasta, o bien por reserva directa; esta última requerirá que aceptes una reducción de un 10% del precio inicial.

Una vez cumplido este período, los siguientes estados son:

  • Senior: cuando tu puntuación se encuentre entre los 70 y los 79 puntos y una vez superados los 5 trabajos entregados, podrás ascender al status de redactor Senior. En este caso, es posible la adjudicación directa de los trabajos mediante una reducción del 8 % sobre su precio, en tanto que el resto de las condiciones permanece igual.
  • Pro: superados los 80 puntos, los redactores alcanzan este status. Ser redactor Pro te permite redactar dos encargos en forma simultánea, además de poder reservarlos directamente con una reducción del 5 % sobre su valor. Se abre, también, una nueva alternativa: la de recibir trabajos vía correo electrónico.
  • Master: al llegar a este nivel -entiendo que en base a un criterio exclusivo de la plataforma- tienes acceso a todos los trabajos disponibles. ¿Qué significa esto? Bueno, si eres latino, ahora puedes acceder también a los trabajos en todas las variantes del castellano, incluso a aquellos en español de España. Otras ventajas de ser Master en Lowpost es que recibirás avisos de trabajos urgentes y podrás adjudicarte directamente los encargos sin comisiones sobre el precio. Un último beneficio interesante: puede que recibas una invitación para convertirte en corrector de la plataforma; a mí me ha pasado.

Trabajar de corrector para Lowpost

A pocos días de ser promovida al nivel Master, me llegó un correo electrónico ofreciéndome la posibilidad de convertirme en correctora para Lowpost. Para ello, solo tenía que conectarme vía Skype, agregar el contacto Formaciones Lowpost y pautar fecha y hora para una formación mediante dicha aplicación. Como, en realidad, no cuento con demasiada experiencia en esta área -solo he corregido dos textos en cinco años de redactora en Textbroker- consideré que se trataba de una excelente oportunidad para el desarrollo de una nueva competencia.

Llegado el día de la entrevista, una muy simpática profesional española perteneciente a la plataforma me dio la bienvenida e inició el proceso de capacitación. Mediante diapositivas y explicaciones fue ofreciéndome, de una forma muy personalizada y durante una hora, una precisa formación sobre cada una de las etapas a cumplimentar en el camino de la corrección: revisión, corrección, valoración del autor y, finalmente, valoración del trabajo en su totalidad.

Cómo es la dinámica de trabajo en Lowpost?

Cuando ya estés activo como autor en Lowpost, encontrarás cuatro pestañas:

Trabajos disponibles 

Es donde se publican los distintos posts a redactar con su respectivo código, tiempo restante en oferta, tema, tiempo de entrega y precio. Es en este espacio donde puedes optar por quedarte con el encargo, o iniciar la puja en el proceso de subasta. 

trabajos disponibles en lowpost

Una vez que aceptas un encargo tendrás que enviar un título sugerido y, una vez aceptado, ya podrás comenzar a escribir. Por lo que he visto hasta ahora, además de la extensión indicada, se exige metatítulo, metadescripción, hasta 8 tuits y una imagen libre de derechos. Tendrás que indicar, también, las URL de tus fuentes.

Si te has capacitado como corrector, también aparecerán los textos disponibles para la revisión, la cual deberá ser llevada a cabo en una hora. Tanto para autores como para correctores, la plataforma ofrece feedback por parte de control de calidad y documentos de apoyo muy útiles y bien explicados.

Mis trabajos 

Aquí tienes el historial de todos los encargos realizados y del estado en que se encuentran; por ejemplo, si están pendientes de control de calidad, de aprobación por parte del cliente o finalizados. 

Mis cobros 

Esta pestaña te muestra, por un lado, un histórico de tus liquidaciones; por el otro, puedes ver los trabajos pendientes de liquidar. 

Mis datos 

Por último, esta pestaña contiene tus datos personales y de facturación, las condiciones contractuales y la configuración de notificaciones. 

Cómo cobrar por tu trabajo en Lowpost

Una vez que hayas acumulado un mínimo de 20 euros tendrás que validar y generar tu factura o recibo, según seas o no autónomo. Esta operación se realiza online entre el 1 y el 8 de cada mes, y se hará efectiva entre los días 16 y 17 del mismo. Si no llegas al importe mínimo, este saldo se acumulará al del mes siguiente. Los pagos son rápidos y seguros. En mi caso, realizo esta gestión vía PayPal, aunque tengo entendido que también hacen transferencias bancarias.

tarifas redactor lowpost

¿Y se puede ganar dinero escribiendo en Lowpost? A continuación, te dejo un resumen de mis ganancias los primeros meses en la plataforma, para que tú mismo valores si vale la pena:

  • Primer mes: cuatro trabajos entregados. Tres de los artículos fueron de unas 600 palabras a 6,75 € cada uno; además de estas, textos extra para meta-título, meta-descripción, 8 tuits y una imagen libre de derechos; un único trabajo de 1.000 palabras, mismas características, a 9,84 €.
  • Segundo mes: dos trabajos entregados, idénticas características, uno a un precio de 6,90 € y el último, a un precio de 7,32 €.

¿Qué impresiones me ha dejado mi trayectoria hasta ahora en Lowpost?

Como puedes ver, a pesar de mi escueta trayectoria como redactora en Lowpost muy rápidamente he alcanzado el status de Master y la categoría de correctora, además de autora.

Si bien no accedo con regularidad a la plataforma, lo primero que he observado es que resulta evidente que el volumen de trabajo no es ni alto ni continuo.

Obviamente, las tarifas podrían mejorarse, puesto que uno termina redactando muchas más palabras que las solicitadas. Tampoco se comprende bien cuál es el nivel de experiencia requerido para obtener una mejor cotización de los textos.

La plataforma cuenta con un departamento de calidad sumamente exigente, lo cual está perfecto. No lo veo como un problema, todo lo contrario. Esta condición brinda a los autores y correctores noveles, o no tanto, una valiosa oportunidad de aprendizaje. 

Finalmente, he de reconocer que hay algo que me ha encantado de Lowpost y que la diferencia de otras plataformas: la formación personalizada, atenta, muy bien pautada y explicada a través de Skype.

En un entorno en el que muchas veces no interesa la persona que hay detrás del seudónimo, considero este contacto todo un detalle. Lowpost se ha mostrado, al menos en mi caso, como una empresa humana que, en busca de una mayor calidad de servicio, apuesta por la formación de su talento. Sin duda, un valor que este tipo de plataformas de redacción freelance no deberían descuidar. 

¿Conoces Lowpost? ¿Qué opinas de esta plataforma? ¿La recomiendas?

Comentarios

  • Anónimo
    3 agosto 2020 at 22:37

    Yo apenas empecé a trabajar en esta plataforma y vaya chasco que me llevé cuando vi lo que pagan por un artículo de 450 palabras: la asombrosa cantidad de 2.60 USD. Es un verdadero insulto. Ahora me vengo enterando que al momento de hacer el cobro me van a deducir 24% de mi pago por impuestos, cuando yo no soy española, no resido en españa y el impuesto sobre la renta en mi país (México) está en 16%. ¿A razón de qué cobran ese impuesto tan elevado? Nadie me lo ha podido explicar. Encima de trabajar por migajas resulta que la empresa, abusiva como ella sola, se va a quedar con casi un cuarto de mis pocos ingresos.
    Este tipo de plataformas hace un daño incalculable a la profesión.

Añade un comentario