Siete maneras de diferenciarte y vender más con tu tienda online

En España existen más de 85.000 tiendas online, pero los gigantes del comercio electrónico como Amazon, AliExpress o El Corte Inglés acaparan hasta la mitad de las ventas en algunas categorías. El resto se lo reparten las pequeñas y medianas tiendas online independientes, que luchan por hacerse un hueco en el mercado. Entonces, ¿cómo puedes diferenciarte y vender más con tu tienda online si acabas de empezar?

Apuesta por un diseño y contenido de calidad

Es cierto que no puedes competir con el presupuesto y los recursos de una tienda como Zara o Zalando, pero lo bueno del e-commerce es que es un gran igualador de oportunidades.

Cuando el consumidor está frente a la pantalla, las diferencias se reducen muchísimo si eres capaz de ofrecer una experiencia de usuario de calidad. Esto incluye un diseño y un contenido personalizado más allá de las típicas plantillas que ofrecen todas las plataformas de comercio electrónico. En recursos en Internet como el Directorio de Freelance puedes encontrar un ejército de profesionales dispuestos a hacer que tu tienda online sea única: diseñadores, redactores, copywriters, expertos en marketing digital e inbound marketing, etc.

Desarrolla una imagen de marca definida

Te voy a contar una anécdota que me explicó un amigo mío que se ha hecho rico con su tienda online de productos para bebés:

 

Fíjate bien: algo tan aparentemente anodino como preocuparte de comprar cajas de cartón personalizadas para tu e-commerce puede tener un impacto muy positivo en la satisfacción del usuario. Además de hacer que sus familiares, amigos y vecinos pregunten curiosos por las bonitas cajas que llegan a casa y que se convierten en un inesperado aliado del marketing de tu tienda online.

Cuida hasta los más pequeños detalles

Dice el refrán que el diablo está en los pequeños detalles. Y una tienda online está repleta de esos pequeños detalles: cuídalos y harás que el cliente sienta que está comprando en una tienda profesional y de confianza.

Por ejemplo, ¿qué mensaje aparece en la página de error 404 cuando un cliente introduce una dirección equivocada o pincha un enlace roto en tu web? ¿Es la típica plantilla de la plataforma de e-commerce o te has molestado en personalizarla y ofrecer enlaces de vuelta a la web o a las principales secciones del catálogo para no perder la visita?

Otro detalle: ¿cómo son las virutas de papel para envíos que utilizas al rellenar las cajas? ¿Has elegido las más baratas que había? ¿O te has preocupado de buscar un material de relleno que sea ecológico, sostenible e incluso que esté personalizado con los colores de tu marca?

Sí, los pequeños detalles cuentan, y mucho.

Ofrece envíos rápidos y devoluciones fáciles

Es cierto que Amazon inventó las entregas en un día y al principio nadie podía competir con la rapidez de su cadena de suministro. Sin embargo, hoy en día los principales operadores de paquetería son capaces de entregar cualquier pedido en 24-48 horas en cualquier parte del país. 

Para los clientes que no pueden esperar y están dispuestos a pagar un poco más por la rapidez, también puedes contar con servicios de delivery que recogen y entregan los paquetes en el mismo día, ya sea en tu ciudad o en almacenes temporales estratégicamente ubicados en las principales poblaciones. 

Entregar rápido ya no es solo un aspecto diferencial, es casi una obligación si quieres seguir en el competitivo mercado actual.

Proporciona la mejor atención al cliente

Otro factor que puede ayudarte a diferenciar y vender más con tu tienda online es la atención al cliente. Seamos sinceros: no es lo mismo ser un gigante del comercio electrónico con miles de pedidos diarios, que un pequeño comercio electrónico que recibe una decena o centenares de pedidos al día. 

Convierte tu tamaño en una ventaja ofreciendo una atención al cliente más cercana y personalizada, que haga sentir al comprador que realmente le conoces y le valoras.

Y no te limites a ofrecer simplemente un teléfono de atención al cliente con horario limitado: saca partido a las redes sociales y las aplicaciones de mensajería instantánea para convertir el servicio al cliente en la mejor tarjeta de presentación de tu e-commerce.

Proporciona confianza, calidad y servicio

Mi amigo que logró hacerse millonario con una tienda online repetía siempre una expresión que se me ha quedado grabada: recurrencia.

Recurrencia significa conseguir que, más allá de su primera compra, el cliente repita y te siga comprando regularmente. Esta es una de las claves en el comercio electrónico, porque como todos sabemos atraer a un cliente nuevo es muy costoso; pero conseguir que vuelva a comprarte es lo que rentabiliza la inversión que has hecho.

Para ello, además de ofrecer una experiencia totalmente cuidada en tu tienda online, debes proporcionar los mejores niveles de calidad y servicio en todo lo que haces: desde la selección de productos hasta la resolución de las quejas y reclamaciones.

No te contagies de las malas prácticas de las grandes multinacionales para las cuales los clientes son un número: consigue que confíen en ti y seguirán comprándote una y otra vez.

Trabájate especialmente las promociones

Siempre que tengo ocasión, procuro apuntarme a webinars y eventos para escuchar a los que realmente saben sobre comercio electrónico. Y una de las ideas que más se repite en ese tipo de foros es que nos encaminamos a un futuro basado en el marketing con rebajas permanentes.

Me explico: los consumidores están tan habituados a las rebajas, ofertas de media temporada, campañas de Black Friday y navidades que empiezan cada vez antes, outlets, etc. que ya no “saben” comprar sin descuentos ni ofertas.

Esto significa que, para vender más en tu tienda online, debes diseñar un calendario de promociones que cubra todo el año. Por supuesto, puedes aprovechar las fechas señaladas como el Día de la Madre o la vuelta al cole, combinándolas con otras promociones propias diseñadas en función de lo que vayas aprendiendo que más gusta a tus compradores: 2×1, descuentos del 50 % en la segunda unidad, gastos de envío gratis, etc.

Ofrece siempre alguna ventaja adicional al precio y conseguirás que más clientes se animen a hacer clic en el botón de Comprar.

Y tú: ¿cuál crees que es la mejor forma de diferenciarte y vender más con una tienda online? ¡Cuéntanos!

Comentarios

mood_bad
  • Todavía no hay valoraciones.
  • Añade un comentario